El colapso del dólar, ¿un comienzo?

¿Existe la posibilidad de ver con sus propios ojos el declive de la moneda mundial líder?¿La intención de Rusia, India y China de realizar cálculos en monedas nacionales lleva a esto? ¿Cuál es la importancia del intercambio de petróleo de Shanghai Yuan? Doctor en Ciencias Políticas, el profesor Igor Panarin hace sus suposiciones. ¿Se harán realidad, y si es así, qué tan pronto? Para entender esto, siga cuidadosamente la situación en la esfera financiera y económica global.

Hola que­ri­dos ami­gos! Soy pro­fe­sor Pana­rin Igor Niko­lae­vich, doc­tor en cien­cias polí­ti­cas.

Hoy vamos a ver un tema muy volá­til y dis­cu­ti­ble. No pre­ten­do ser excep­cio­nal, a la ver­dad últi­ma, pero que­ría que todos los que miran este video tra­ten de pre­gun­tar­me lo mis­mo que yo: el colap­so del dólar, ¿es posi­ble o no? ¿Es esto un mito o una reali­dad, o tal vez irrea­li­dad? Pero su tarea es escu­char mis argu­men­tos y ana­li­zar el cur­so de los acon­te­ci­mien­tos actua­les, y lo más impor­tan­te, futu­ros en el sis­te­ma mone­ta­rio glo­bal.

Enton­ces, en 2006, ofre­cí ven­der petró­leo y gas rusos por rublos, y esta idea fue apo­ya­da por el pre­si­den­te ruso Vla­di­mir Putin. El 10 de mayo de 2006, en el dis­cur­so a la Asam­blea Fede­ral, esta­ble­ció cla­ra­men­te las tareas para el pró­xi­mo año: pri­me­ro: cam­biar a ven­der petró­leo y gas por rublos y segun­do: crear un inter­cam­bio de petró­leo y gas en San Peters­bur­go. Y ter­ce­ro, dijo aún más: ¿por qué ven­de­ría­mos por rublos? No solo gas y petró­leo, sino por qué no pode­mos ven­der otros pro­duc­tos. Pero, sin embar­go, el blo­queo de estas ini­cia­ti­vas, que fue­ron apo­ya­das al más alto nivel, comen­zó muy rápi­da­men­te y se creó la Bol­sa de Petró­leo de San Peters­bur­go, pero solo en 2008. Y el volu­men de entre­gas y ven­tas en rublos en este inter­cam­bio es esca­so, alre­de­dor del uno por cien­to de la ven­ta de petró­leo en rublos.

Y así fue has­ta alre­de­dor de 2014. En 2014, la com­pa­ñía rusa Zaru­bezh­neft ven­dió por pri­me­ra vez un envío de petró­leo a Viet­nam por rublos rusos y, len­ta­men­te, las com­pa­ñías rusas comen­za­ron a uti­li­zar el rublo para ven­der petró­leo y gas. Pero mien­tras el volu­men es míni­mo.

Y en octu­bre de 2018, en mi opi­nión, pasa un docu­men­to his­tó­ri­co, que está fir­ma­do por el gobierno ruso e indio. El hecho es que Rusia se ha com­pro­me­ti­do a sumi­nis­trar a la India sis­te­mas de defen­sa aérea S-400. Los esta­dou­ni­den­ses esta­ban cate­gó­ri­ca­men­te en con­tra, pero la India, sin embar­go, tomó esta deci­sión polí­ti­ca y geo­po­lí­ti­ca.

¿Pero cuál es el foco y dón­de está el dólar? El hecho es que nues­tro gobierno ha acor­da­do que el pago, por pri­me­ra vez en rela­cio­nes en el cam­po de los arma­men­tos entre India y Rusia, no será en dóla­res, sino en rublos. Es decir, el valor apro­xi­ma­do del con­tra­to para el sumi­nis­tro de varias divi­sio­nes del C-400 es de apro­xi­ma­da­men­te $ 5 mil millo­nes. Pero las par­tes acor­da­ron que el pago será en rublos.

Por lo tan­to, Rusia está salien­do del paque­te del dólar en este mayor con­tra­to de armas con su socio estra­té­gi­co, mili­tar-polí­ti­co y mili­tar-téc­ni­co — India. Este es un com­po­nen­te esen­cial que indi­ca que el lide­raz­go ruso ha recu­rri­do, en prin­ci­pio, a la acción prác­ti­ca.

Pero aho­ra vea­mos qué suce­de en gene­ral con el dólar y con el petró­leo y cuá­les son las pers­pec­ti­vas de un ver­da­de­ro colap­so.

Si mira­mos el mapa, aquí vemos el mar Cas­pio y los cam­pos petro­le­ros de Bakú. Fue allí don­de a fina­les del siglo XIX, por pri­me­ra vez en el mun­do, se comen­za­ron a extraer mine­ra­les, que aho­ra se usan acti­va­men­te. El petró­leo es el prin­ci­pal logro de Azer­bai­yán, que enton­ces for­ma­ba par­te del Impe­rio ruso. Bakú comer­cia y se con­vir­tió en la pes­que­ría núme­ro uno del mun­do.

Han pasa­do más de cien años, exis­ten cam­pos petro­le­ros en otras regio­nes del mun­do, pero en todo momen­to hay dos inter­cam­bios de petró­leo cla­ve: en Nue­va York y en Lon­dres, que orga­ni­zan la ven­ta de petró­leo por dóla­res. Y el 26 de mar­zo de 2018, se lle­va a cabo un even­to his­tó­ri­co en el cam­po de los acuer­dos petro­le­ros en Shang­hai: la Bol­sa de Petró­leo de Shang­hai se abre en el terri­to­rio de la Repú­bli­ca Popu­lar Chi­na y comien­za a ven­der petró­leo no en dóla­res, sino en yua­nes. Y mira, ha pasa­do medio año des­de mar­zo de 2018, y el volu­men de ven­tas en yua­nes ya ha ascen­di­do al 11 por cien­to del mer­ca­do mun­dial total de petró­leo. Es decir, 89 que­da­ron del lado del dólar. Este es un éxi­to impre­sio­nan­te.

¿Por qué este éxi­to se logró en el menor tiem­po posi­ble, en seis meses? Se logró solo por­que Chi­na en 2017 se con­vir­tió en el mayor con­su­mi­dor de petró­leo y, según las pre­vi­sio­nes para los pró­xi­mos 10 años, Chi­na man­ten­drá fir­me­men­te el lide­raz­go mun­dial en el con­su­mo de petró­leo. En con­se­cuen­cia, si una empre­sa como Ros­neft, la mayor pro­vee­do­ra de petró­leo en el terri­to­rio de la Repú­bli­ca Chi­na, ingre­sa en la Bol­sa de Petró­leo de Shang­hai o, por el con­tra­rio, se fir­man con­tra­tos en mone­das nacio­na­les entre Chi­na y Rusia, el volu­men del comer­cio de petró­leo en dóla­res apa­ren­te­men­te, ya cae­rá al seten­ta por cien­to, y allí no está muy lejos del colap­so del dólar.

Por supues­to, es poco pro­ba­ble que ocu­rra el colap­so del dólar en el pró­xi­mo año o dos. Pero, por otro lado, si el rit­mo de reorien­ta­ción de las eco­no­mías nacio­na­les de los tres gigan­tes: Rusia, Chi­na e India, se cen­tra­rá en la des­do­la­ri­za­ción, enton­ces, por supues­to, el efec­to de la caí­da del dólar, inclui­do su colap­so, pue­de con­ver­tir­se en una reali­dad para 2020.

¿Así será o no? Lo vere­mos … Pero le ins­to a mirar los acon­te­ci­mien­tos actua­les en el cam­po de la ven­ta de petró­leo, la ven­ta de armas, en el cam­po de la con­clu­sión de con­tra­tos en mone­das nacio­na­les entre Rusia y los paí­ses de la Unión Eco­nó­mi­ca Euro­asiá­ti­ca, otros esta­dos. Cual­quie­ra de estos acuer­dos en mone­das nacio­na­les res­trin­ge drás­ti­ca­men­te la zona del dólar, lo que sig­ni­fi­ca que colap­sa.

¡Gra­cias por su aten­ción!